miércoles, 1 de marzo de 2017

Blanquear las uñas amarillentas


Para blanquear las uñas, en primer lugar, es recomendable que dejes "respirar" tus uñas entre pintura y pintura. Dejar las uñas sin esmalte por unos días te ayudará a solucionar tu problema. Si, a pesar de ello, siguen amarillas, puedes blanquearlas limpiándolas a diario con un poco de vinagre blanco o bien remojarlas, durante diez minutos, en un vaso de agua caliente en el que habrás añadido una cucharada de agua oxigenada. Para limpiarlas por debajo, puedes pasarles un cepillo o un palito de algodón empapado en agua con bicarbonato.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada